Hacer creecer tu cabello, en semanas con sabila…

La sábila para el cabello es perfecta para hacer una mascarilla humectante casera. Te recomendamos usar la planta directamente o comprar los cristales crudos. En la gelatina es que se encuentran las vitaminas A, B, C, E y el beta caroteno que hacen de esta planta un humectante natural. Para crear una mascarilla bien potente, tritura los cristales y disuélvelos en aceite de coco.

Además de agregarle extra beneficios a tu mascarilla, el aceite hará que la aplicación se más fácil. Trata de que la fórmula consista en un 80% de sábila y un 20% de aceite de coco. Puedes aplicar esta poción mágica en el cabello seco o húmedo, pero es más fuerte con la melena seca.

En otras palabras, cuando el pelo está seco, absorbe todo el líquido en una forma más eficiente. Deja esta mascarilla en el pelo al menos una hora antes de enjuagarla. ¡Contiene dos de los aceites para el cabello más efectivos que hay!

 

 

La sábila es un ingrediente ideal para incentivar el crecimiento del cabello gracias a su alto contenido de enzimas proteolíticas. Estas enzimas aceleran el proceso de regeneración de las células ya que las nuevas no salen hasta que las viejas mueran.

Cuando hay factores que intervienen con este proceso, el cabello no crece con la frecuencia requerida. Por ejemplo, la sábila tiene casi las mismas propiedades de la queratina; la proteína principal del pelo.

Dicha proteína está compuesta en su mayoría de amino ácidos al igual que las enzimas proteolíticas. Es por eso que la sábila incentiva el proceso del crecimiento del cabello y se recomienda aplicarla al menos una vez a la semana.